Por Rick Warren

“Cuando los fundamentos son destruidos, ¿qué le queda al justo?” (Salmo 11:3 NVI)

familia-definitivo-5-638Lo que creemos acerca del mundo que nos rodea da forma a todo lo relacionado con nuestras vidas. He compartido esto con ustedes muchas veces en estos devocionales. Lo que tú crees determina tu comportamiento. Tu comportamiento luego determina lo que haces y eso tiene un efecto directo en la dirección de tu vida.

Lo mismo puede decirse de un país o del mundo; que se forman en gran parte por los valores en que creemos.

El problema es que hemos comprado tres filosofías muy destructivas que han sustituido a la verdad en nuestras vidas.

  1. El individualismo: Compramos la mentira de que somos la única norma para nuestras vidas. Hace unos años leí un artículo del periódico de Wall Street que dijo que el 44 por ciento de los ejecutivos consultan primero con ellos mismos en una crisis ética. Eso no es realmente nada nuevo. Los israelitas pasaron por esto en el libro de los Jueces, cuando la Biblia dice: “En esos días, Israel no tenía rey; cada uno hacía lo que le parecía correcto según su propio criterio.”(Jueces 21:25 NTV). No funcionó bien en ese entonces y no funciona bien hoy en día.
  2. El secularismo: Puedes resumir esto en tres palabras: Dios es innecesario. En el último medio siglo, hemos estado eliminando sistemáticamente a Dios de todas las áreas de nuestra vida – desde las escuelas hasta el gobierno a los medios de comunicación. Básicamente hemos relegado a Dios a las mañanas de domingo, si siquiera lo consideramos entonces.
  3. El relativismo: Ahí es cuando se nos dice que no hay absolutos, lo que es verdad para ti puede no ser cierto para mí. Es una gran manera de vivir si no desea ninguna culpa. Si no se mide a la altura de Dios, que acaba de cambiar la norma. Es ilógico e irracional, pero es altamente prevalente en nuestro mundo de hoy.

No seas engañado por el individualismo (el amor por sí mismo), el secularismo (Dios es innecesario), o el relativismo (no hay absolutos).

Las consecuencias como sociedad y para nosotros como individuos por enamorarse de estas desventajas son asombrosas. Sin un compromiso con la verdad y el compromiso de la autoridad de Dios, nuestra cultura se está desmoronando.

En el devocional de mañana, comenzaremos a explorar la respuesta de Dios para nuestro colapso moral.

Reflexiona sobre esto:

  • ¿Cómo has visto el individualismo, secularismo y el relativismo influyendo familias que tú conoces?
  • ¿Cómo cree que la falta de compromiso de nuestra sociedad a la autoridad de Dios ha influido en nuestra decadencia moral?
  • ¿Cuáles son algunas de las consecuencias de esta decadencia moral que son evidentes en nuestra cultura?
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s