Por Rick Warren

“Cuida tu mente, porque ella es la fuente de la vida.” (Proverbios 4:23 TLA)

maxresdefaultCada tentación empieza en la mente. Proverbios 4:23 dice Cuida tu mente, porque ella es la fuente de la vida.”(TLA)  La batalla por la pureza sexual la ganas o la pierdes en tu mente.

Cada vez que veas que la gente echa a perder su vida, tú puedes apostar que sus problemas no empezaron con sus acciones, porque sus acciones empezaron en sus pensamientos. Ellos entretuvieron pensamientos tontos antes de hacer decisiones tontas. La Biblia dice esto muy claramente – y la ciencia lo respalda: Como piensas determina cómo te sientes. Los sentimientos motivan a las acciones. Para cambiar tu vida,  no solamente trabajas en el mal hábito o la acción. En lugar de esto, deberás trabajar en la causa – los pensamientos que causan los sentimientos, causan la acción. Dios dice que tus pensamientos controlan tu vida.

Esto explica como suceden las cosas:

Primero, empiezas aceptando pensamientos pecaminosos en tu mente. “¿Qué  tal si tuviera relaciones sexuales con esa persona?” “¿Será esto malo? “ Empiezas teniendo  dudas, luego fantaseas mentalmente. Y luego comienzas a pensar que es inofensivo.

Pero no lo es. Tus pensamientos producen sentimientos. Y los  sentimientos inevitablemente te llevan a la acción.

A continuación te envuelves emocionalmente, sin implicación física. Ahí es cuando comienzas a coquetear. Haciendo gestos y comentarios sutiles o no tan sutiles diciendo, “estoy disponible”.  Luego viene la implicación física, Y por último  racionalizas tus acciones: “Todo el mundo lo está haciendo. “No hay ningún problema”. “Ambos somos adultos”.

Tus acciones pecaminosas comenzaron  cuando aceptaste pensamientos pecaminosos en tu mente.

La Biblia nos dice en 2 Timoteo 2:22 cómo controlar nuestros pensamientos antes de que ellos nos dirijan por ese camino “Evita las pasiones desordenadas que les complacen a los jóvenes. Esfuérzate por seguir una vida de rectitud, por tener fe, amor y paz.” (PDT)

La Biblia nos dice que debemos alejarnos de pensamientos lujuriosos y girar hacia algo positivo. Ese proceso de dos pasos es la forma en que puedes romper una tentación antes que se inicie. Estas pensando mal mucho antes de que estés actuando mal.  Detén el círculo dando la espalda a esos pensamientos pecaminosos y girando hacia la bondad, integridad, amor y paz.

No eres un espectador inocente al pecado sexual. Tienes una opción.

Reflexiona sobre esto:

  • ¿Has tenido pensamientos pecaminosos – de naturaleza sexual o no-sexual dirigiéndote a acciones pecaminosas en tu vida?
  • ¿Tienes alguna persona en tu vida con quien puedas hablar cuando estás luchando con pensamientoslujuriosos?Si es así, confiesas esos pensamientos a Dios y a esa persona.
  • ¿Con qué acciones positivas puedes reemplazar esos pensamientos pecaminosos?
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s