Por Rick Warren

“Él nos consuela en todas nuestras dificultades para que nosotros podamos consolar a otros. Cuando otros pasen por dificultades, podremos ofrecerles el mismo consuelo que Dios nos ha dado a nosotros.” 2 Corintios 1:4 (NTV)

16e3e82d62373d902401c2c92d7872e7En la parábola del Buen Samaritano Jesús nos da un excelente ejemplo para demostrar misericordia. En las acciones del Buen Samaritano, podemos ver a lo menos cuatro pasos para demostrar misericordia. En el devocional de ayer aprendimos que debemos ver las necesidades de las demás personas.

Pero no podemos detenernos allí. También debemos simpatizar con el dolor de las personas. En Lucas 10:33 la Biblia dice que cuando el Samaritano vio al hombre herido, tuvo compasión de él.

Ves el dolor con tus ojos, pero simpatizas con tus oídos. Hay veces en que la mejor manera de servir a alguien es escuchándole. Detrás de cada necesidad hay una historia. En la parábola del Buen Samaritano, el levita vio al hombre y su evidente necesidad, pero no tuvo la menor idea acerca de las causas. Pudo haber asumido que él se causó daño a sí mismo, o que no debería haber sido tan descuidado. Pudo pensar todo tipo de historias o excusas para no ayudar al hombre en necesidad, porque no se detuvo el tiempo suficiente para descubrir la verdad.

En Gálatas 6:2, la Biblia dice: Ayúdense a llevar los unos las cargas de los otros, y obedezcan de esa manera la ley de Cristo” (NTV). ¿Cuál es la ley de Cristo? Ama a Dios y ama a tu prójimo.

Tal vez nunca pensaste esto, pero Dios ha permitido ciertas luchas en tu vida para que puedas simpatizar y servir a las personas que te rodean. La Biblia dice: “Él nos consuela en todas nuestras dificultades para que nosotros podamos consolar a otros. Cuando otros pasen por dificultades, podremos ofrecerles el mismo consuelo que Dios nos ha dado a nosotros.” 2 Corintios 1:4 (NTV)

Piensa en los momentos en que el Señor te ha consolado. ¿A quién puedes pasarle hoy esa bendición?

Reflexiona sobre esto:

  • ¿Cómo piensas que Dios puede usar tus propias luchas para ayudar a alguien?
  • ¿Qué significa compartir las cargas de otra persona?
  • ¿Cómo sirves a los demás cuando les escuchas? ¿Por qué esta práctica puede ser considerada contracultural en nuestros días?
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s