Cómo ser Generoso cuando estás Necesitado

Por Rick Warren

“Usen sus recursos mundanos para beneficiar a otros y para hacer amigos. Entonces, cuando esas posesiones terrenales se acaben, ellos les darán la bienvenida a un hogar eterno …. si no son confiables con las riquezas mundanas, ¿quién les confiará las verdaderas riquezas del cielo? …. No se puede servir a Dios y al dinero.” Lucas 16:9-13 (NTV)

pensamiento.jpgEs fácil dar tu tiempo, energía o dinero cuando tienes mucho para compartir. Pero la verdadera prueba de generosidad viene cuando no tienes un excedente. ¿Todavía das lo poco que tienes para ayudar a alguien más? Si lo haces, ¡Felicitaciones! Has pasado la prueba de la generosidad.

¿Por qué existe la prueba de la generosidad? Porque fuiste hecho a imagen de Dios, así que quieres que ser como Jesús, necesitas aprender a ser generoso. Si no lo haces, nunca madurarás, y nunca tendrás la bendición de Dios en tu vida.

Imagínate que estás en crisis y las cosas no marchan bien –ya no tienes trabajo o no tienes dinero, y sientes que no tienes tiempo o energía para dar. ¿Cómo puedes ser generoso cuando estás tan limitado?

Un buen ejemplo para nosotros está en 2 de Corintios 8. Pablo dice esto sobre las iglesias de Macedonia: “Estas iglesias están siendo probadas con muchas aflicciones y además son muy pobres; pero a la vez rebosan de abundante alegría, la cual se desbordó en gran generosidad” (2 Corintios 8:2 NTV). La alegría y la generosidad siempre van juntas.

Una prueba ácida de cuanto confías en Dios es la forma en que manejas tu dinero, porque demuestra lo que es importante para ti.

Como Pastor, quiero que tengas éxito financieramente para que puedas ser generoso, ayudes a otras personas, y hagas bien en el mundo. Aquí están los cinco principios para ayudarte a prosperar:

  1. Obedecer la visión de Dios te traerá la provisión de Dios. Cuando digas, “Dios, voy a hacer lo que tú quieres que haga sin importar si tengo o no dinero o recursos”. Dios proveerá todo lo que necesites para conseguirlo.
  2. Cuando haces las cosas que Dios te dice, Él hará lo que tú no puedes. Entrega a Dios lo que tienes, no importa si es poco, y Dios lo multiplicará mucho más allá de lo que imaginas, al igual que los cinco panes y dos pececillos.
  3. Dios da a personas generosas. Entre más generoso seas, más Dios te dará.
  4. Cuando tienes una necesidad, necesitas sembrar una semilla. De lo que más necesites, dalo. Para poder cosechar, primero tienes que plantar la semilla.
  5. Siempre hay un tiempo entre la cosecha y la siembra. Una cosecha no es automática. Toma tiempo y paciencia.

 

Reflexiona sobre esto:

  • Menciona algo que Dios te ha pedido hacer, pero lo has dejado de lado porque piensas que no tienes el tiempo o los recursos para hacerlo.
  • ¿Cómo puedes avanzar en obediencia para mostrar a Dios que harás lo que él ha dicho y confiarás en que proveerá los recursos?
Anuncios

2 comentarios en “Cómo ser Generoso cuando estás Necesitado

    1. Es cierto. Creo que lo importante es dar si esperar recibir nada a cambio. Y lo que tu invertiste en el buen sentido en una persona alguien quien no te imaginas te lo regresa.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s